Los beneficios de seguir la dieta mediterránea

La dieta mediterranea

Seguir la dieta mediterránea es difícil sobre todo por el ritmo de vida que llevamos actualmente. Apenas tenemos tiempo para preparar comida y no dedicamos el tiempo necesario para comer correctamente. Pero es necesario regresar a las buenas costumbres, y es que son muchos los beneficios que nos aporta la alimentación mediterránea.

Evita la obesidad y las enfermedades cardiovasculares ya que ayuda a reducir los niveles de colesterol y triglicéridos en sangre. Además, debido a la variedad alimentaría de la dieta mediterránea, y al bajo aporte calórico hace que sea más difícil que seamos obesos. Esto si lo conjugamos con ejercicio habitual, también base de la dieta mediterránea, conseguiremos estar en plena forma.

La dieta mediterránea es un aliado contra la diabetes debido a que una alimentación rica en hidratos de carbono complejos y aceite de oliva hace que los niveles de glucosa de nuestro cuerpo se regulen. No hay que olvidar que es una dieta rica en antioxidantes debido a la cantidad de vitaminas y polifenoles que contienen los alimentos que se ingieren. Esto evitará un envejecimiento prematuro de las células.

La dieta mediterránea se ha ido forjando a lo largo del tiempo, y es fruto de la influencia que nos han dejado todos los pueblos que han pasado por estos países: iberos, celtas, griegos, romanos, bárbaros y árabes. Griegos y romanos sentaron las bases de lo que actualmente conocemos como dieta mediterránea con la «trilogía mediterránea»; pan, aceite y vino, presentes desde siempre en nuestra cultura.

Para Homero ser comedor de pan era sinónimo de hombre. Es tos elementos continúan con el cristianismo, para el que pan y vino eran fundamentales. Más tarde la relación con los pueblos germanos incorpora la carne a la alimentación; y por último los árabes introdujeron alimentos nuevos como las berenjenas o las alcachofas, y otros tan importantes para la dieta mediterránea como el arroz o la pasta.

A todo este bagaje cultural hay que añadir el descubrimiento de América, gracias al cual conocemos alimentos tan importantes en la elaboración de gran parte de nuestros platos como la patata, el pimiento o el tomate.

La dieta mediterránea no puede ser única ya que son varios los países que la disfrutan, y por tanto cada uno de ellos aporta sus peculiaridades; pero sí hay una serie de características que son comunes a todas ellas:

  •  Aceite de oliva como principal fuente de grasa.
  • Frugalidad: las cantidades de alimentos eran bajas en relación con la actividad física que era alta, ya que la mayoría de la población desarrollaba actividades agrarias. Actualmente la actividad que desarrollamos es menor y, por tanto, las cantidades de alimentos deben ser más bajas.
  • Consumo alto de alimentos ricos en fibra como frutas, verduras, legumbres y hortalizas; las ensaladas están presentes en todas las comidas, y éstas terminan con fruta como postre, la mayoría de las veces. Se deben tomar legumbres al menos dos veces en semana y al menos tres o cuatro piezas de fruta al día.
  • Preparaciones culinarias cuidadas y sencillas: hervidos, asados.
  • Texturas firmes; fritos, pan, frutas, verduras, frutos secos y hortalizas crudas. El consumo de pan fresco, arroz, y pasta sigue siendo alto; y se va incrementando el de pasta fresca.
  • Pastas y arroces se deben tomar de tres a cuatro veces por semana.
  • Escaso consumo de alimentos proteicos, sobre todo carnes rojas, y más de pescado y aves de corral.
  • Uso de productos como el ajo o la cebolla, y algunas especies y yerbas aromáticas.
  • Gusto por los ácidos; las ensaladas se aliñan generosamente con vinagre y el uso de limones y cítricos en general es muy importante. La naranja figura entre las frutas preferidas por la población.
  • Vino en las comidas principales en cantidades moderadas (unos 150 cc en cada comida).
  • Uso de gran cantidad de productos frescos.

 Quizás, en lugar de hablar de dieta únicamente, deberíamos hablar de vida mediterránea, porque no se trata sólo de una forma de alimentarse, sino también de una forma de vida, con costumbres tan saludables como la siesta y trabajos de gran actividad física, con un gasto de alto de energía, como la agricultura.

Grupos de alimentos forman parte de la dieta mediterránea

  • Frutas frescas y hortalizas frescas de temporada: fuente incomparable de vitaminas y minerales. La mejor manera de consumirlas es, siempre que sea posible, crudas para así aprovechar todas sus cualidades y nutrientes.
  • Aceite de oliva: 3 a 4 cucharas soperas diarias y sin cocción hacen un gran aporte a nuestra salud.
  • Cereales y legumbres: Son quienes aportan la energía del mediterráneo, fuente principal de hidratos de carbono complejos y fibras vegetales y poca grasas. Entre ellos el trigo, arroz, lentejas, garbanzos, judías, etc.
  • Frutos secos: ricos en vitaminas (especialmente vitamina e) y minerales nutritivos, protegen al aparato cardiovascular, fundamentalmente por sus grasas insaturadas.
  • Lácteos: Son el gran aporte de calcio y vitaminas liposolubles, como así también de bacterias digestivas que favorecen la buena digestión y previenen el estreñimiento.
  • Pescados: Fuente de proteínas de alta calidad y de ácidos grasos omega 3 y omega 6.
  • Carnes: Consumidas en poca cantidad. Se crían en esta zona mayoritariamente ovejas, corderos y cabras. El bajo consumo de carnes se debe, a que en tiempos pasados, esta se encontraba al alcance de pocos. Esa imposiblidad llevo a que se las reemplazara con verduras y frutas.

Los ingredientes principales de la alimentación mediterranea

  • El aceite de oliva: su gran aporte es el acido oleico, acido graso monoinsaturado, que reduce los niveles de LDL, y aumento los niveles de HDL (colesterol bueno).
    Siempre hemos mencionado que la mejor manera de consumirlo es en crudo, ya que es de esta forma, que el aceite de oliva puede brindarnos todas sus cualidades y nutrientes. Entre ellos citamos a la Vitamina E, los carotenoides, y fenoles que luchan contra los radicales libres y la oxidación de las células.
    Su consumo debe ser moderado, ya que su aporte calórico es alto.
    El aceite de oliva es un gran protector de la salud cardiovascular.
  • El Pan de trigo: alimento energético por excelencia. Es mejor si es integral debido a que su aporte de fibra es mayor para regular el transito intestinal.
    Está presente en todas las mesas. Es un alimento que nos provee vitaminas hidrosolubles del complejo B, esenciales para el correcto funcionamiento del sistema nervioso.
  • Naranjas: fruta presente en todo el mediterráneo. Si se consumen frescas brindan un gran aporte de vitamina C, provitamina A, vitamina B1, calcio y potasio. Las ventajas son mayores si son consumidas en gajos y no en zumo ya que enteras de esta forma aportan mayor cantidad de fibra y sustancias antioxidantes como los flavonoides.
  • Tomate: siempre la mejor forma como hemos mencionado antes es tomar tanto frutas y verduras siempre crudas, así aprovechamos, en el caso del tomate, la alta cantidad de vitamina C, bioflavonoides que se trasforman en Vitamina A, un fotoquímico muy importante que es el licopeno, de gran poder antioxidante y que por ello es un gran preventivo ante diferentes tipos de cánceres.
  • Garbanzos: gran fuente de proteínas y vitaminas del complejo B. Al ser unhidrato de carbono, los garbanzos son una gran fuente energética. Nos proporcionan fibra, tanto soluble como insoluble, hierro y magnesio. En la zona mediterránea, el puré de garbanzos o hummus es muy característico.
  • Almendras: los frutos secos, utilizados en diversas preparaciones o directamente del árbol a la mesa. Su riqueza radica en el alto aporte de ácidos grasos insaturados que nos protegen el sistema cardiovascular. Proveen proteínas, calcio, fósforo, magnesio, hierro y Vitamina E.
  • Ajos y cebollas: el ajo es un poderoso germicida debido a su contenido de alicina. Es muy utilizado para combatir infecciones. Se lo considera un gran dilatador de los vasos sanguíneos mejorando así la circulación y la tensión arterial. La cebolla es mucho mejor siempre que pueda consumirse cruda, ya que previene la formación de coágulos sanguíneos.
  • Uvas: si la consumimos varias veces a la semana, podemos beneficiarnos de todas sus características. Poseen un alto contenido en bioflavonoides, que son protectores cardiovasculares . Por ello previenen enfermedades como la arteriosclerosis y la embolia cerebral.
  • Quesos y yogurt: restablecen la flora intestinal, favoreciendo la evacuación diaria, y la correcta absorción de los nutrientes. El yogurt es un alimento altamente digestivo. Es una fuente muy importante de calcio y vitamina B-12, necesaria para que el sistema nervioso funcione adecuadamente.

Todos estos consejos son solo orientativos y los pacientes con problemas de nutricion deben consultar a un nutricionista o dietista titulado para recibir las indicaciones dietéticas más adecuadas en cada caso. No inicie ninguna dieta no convencional sin consultar previamente con un profesional de la salud.

Fuente : Los beneficios de seguir la dieta mediterránea


Articulos relacionados

Beneficios de la dieta mediterránea

Beneficios de la dieta mediterránea

La dieta mediterránea es tradicional en países como España e Italia, y se basa en cereales, frutos secos, granos y carnes muy saludables, como por ejemplo la del pescado. Además de esto, la dieta mediterránea promulga el consumo de alimentos variados, ligeros y sanos. Sin...
La dieta mediterránea y sus beneficios

La dieta mediterránea y sus beneficios

Si hablamos de hábitos alimenticios saludables, no podemos dejar de mencionar a la dieta mediterránea. Este tipo de alimentación es ideal para aquellos que desean comer bien, sabroso y manteniéndose a raya con el peso. Para los que no conozcan acerca de esta dieta, les estarem...
La dieta mediterránea puede ser la mejor dieta para el cerebro

La dieta mediterránea puede ser la mejor dieta para el cerebro

Para todos el comer saludable y controlar las porciones puede ser una tarea difícil, es por eso que cada vez son más las personas con sobrepeso en el mundo entero. Todos sabemos que el pescado es bueno para su salud, pero eso no significa que podamos com...
Dieta mediterránea para adelgazar recomendaciones

Dieta mediterránea para adelgazar recomendaciones

Al seguir una dieta mediterránea para adelgazar, también se puede cuidar la salud, ya que al mezclar alimentos de forma equilibrada se puede perder peso pero también mantener un buen estado de salud. Ya que esta dieta se caracteriza por privilegiar el consumo de ...
Dieta mediterránea, posibles menú

Dieta mediterránea, posibles menú

Seguramente todos estemos familiarizados con la dieta mediterránea, se trata de una forma de alimentación muy saludable y efectiva para bajar de peso. En varias ocasiones hemos propuesto diferentes menús para quienes desean seguirla, de esta forma variamos nuestra alimentación y n...
Dieta mediterránea mejora el asma en niños

Dieta mediterránea mejora el asma en niños

Dieta mediterránea mejora el asma en niños. Una alimentación rica en verduras, frutas frescas,cereales y aceite de oliva, que proporcionan dosis elevadas de beta-caroteno,antioxidantes-vitaminas C y E, selenio, flavonoides y polifenoles- , reduce visiblemente los síntoma...
Beneficios de la dieta griega

Beneficios de la dieta griega

La gastronomía griega representa un placer para el paladar que incluye todos los beneficios de la dieta mediterránea, es un menú equilibrado el cual introduce en la dieta, vegetales y frutas, cuyo fin es el de aumentar el consumo de comida fresca, donde además se le brinda especial ...
Beneficios de la dieta mediterránea

Beneficios de la dieta mediterránea

A pesar de que la dieta mediterránea es muy antigua, los beneficios que aporta a la salud han sido conocidos hace, relativamente, poco tiempo. Incluso ahora siguen habiendo estudios que van aportados más datos sobre los beneficios que este tipo de alimentación aporta a nuestr...
Menús diarios para la dieta mediterránea en casa

Menús diarios para la dieta mediterránea en casa

Los menús diarios para la dieta mediterránea deben tener menos carnes y carbohidratos, teniendo como base a alimentos vegetales y con grasa monoinsaturada, ya que este es un tipo de grasa saludable. Al seguir la dieta mediterránea se pueden lograr niveles de azú...
Dieta mediterránea para embarazadas

Dieta mediterránea para embarazadas

Si te preocupa engordar durante el embarazo sabes que tienes que buscar la manera más saludable para mantenerte en tu peso ideal de embarazada. No puedes hacer una dieta para adelgazar como las que hacías antes de quedar embarazada. ¡El bebé necesita alimentarse! Una dieta...
Aceite de oliva para la larga vida

Aceite de oliva para la larga vida

Hoy queremos hablar sobre un ingrediente muy importante en nuestra dieta, se trata del aceite de oliva. El mismo es uno de los principales alimentos de la dieta mediterránea y esto tiene su razón de ser. Hoy te contamos las múltiples propiedades del mismo, de forma que puedas sa...
Alimentos más importantes de la dieta mediterránea

Alimentos más importantes de la dieta mediterránea

Alimentos más importantes de la dieta mediterránea. Uno de los principales intereses de la dieta mediterránea es que los pueblos que la siguen presentan una baja incidencia de problemas coronarios, que son la principal causa de muerte entre los hombres adultos. ...

Tambien te puede gustar

Acepto el uso de cookies.   mas info